Pelis del verano.

Reseño las pelis que hemos visto en Águilas.


Con los niños fuimos a ver "Cars-3" y "Spiderman. Housecoming". En ambos casos, ninguna sorpresa. Pelis planas para acompañar las palomitas y las sodas. No había visto ninguna de la saga "Cars" y me entretuve disfrutando de la perfección técnica de los paisajes mientras coches que hacen de humanos idiotas corren, como los humanos idiotas. En lo que se refiere a la de Marvel, me enfadé un poco por la manera de presentar a nuestro superhéroe adolescente: digan lo que digan, el hombre araña nunca estuvo con los "vengadores", esos fascistas travestidos.

Con los cuñados, fui a ver "Dunkerque". Como las pelis bélicas siempre casi siempre me gustan, me gustó. Nolan pasa por ser de los últimos directores interesantes de Hollywood y ha hecho una peli espectacular sin alejarse mucho de lo que debió pasar en aquellas playas. Los ingleses siempre han visto el mar como el viejo verso de Ferreiro: "deitada frente ao mar, ise camiño".

En el cine de verano de la terraza, vimos "Guillaume y los muchachos, a la mesa!", una comedia dirigida, escrita e interpretada por el tal Guillaume Galliene. Trata de él mismo, haciendo de sí mismo y hablando de su vida y de la búsqueda de su identidad sexual. Me costó acabarla.

Comentarios